Diego Roscop

Lucas Melano se dio el gusto de marcarle un gol a Talleres en una alegría doble: primero por la importancia de ratificar la confianza que le dio Lucas Bernardi; y luego por lo que significa su pasado en Belgrano. Con esta conquista, el delantero sumó su segundo tanto en la Superliga, ya que anteriormente le había marcado a Arsenal de Sarandí en el inicio del campeonato. ¿Se habrá ganado la chance de ser titular el domingo ante Boca? 

Anuncio.

Iban 15 minutos hasta que Matías Ruíz Díaz, el juvenil debutante en la tarde de Córdoba, sacó un violento remate de afuera que no pudo controlar Guido Herrera. El rebote del arquero de Talleres le permitió a Carlo Lattanzio llegar al fondo, envíar el centro atrás y que aparezca Lucas Melano para tocar de zurda al 1-0. Indisimulable la alegría del atacante cordobés por haber confirmado con un grito la confianza que le depositó el DT esta tarde y, de paso, por lo que representa su pasado en Belgrano. 

Bien plantado como referencia de área, Melano parece haber ganado mucho terreno en la consideración pensando en el partido ante Boca y también en lo que se viene. En algún momento, el mal presente de Estudiantes puso en duda su continuidad con tan solo seis meses en el club. 

En el segundo tiempo se lo vio mucho más aislado, sin entrar tanto en juego y fue reemplazado a los 23 del complemento.